domingo, 28 de septiembre de 2014

De jugones y hombres

El tema de los premios lleva ya rondando internés un par de semanas y aunque pensaba hablar de otra cosa, al final he decidido alumbraros y aburriros a partes iguales con mi insigne lucidez.

Marácrates alumbrando a sus alumnos.


La discusión (por si queda algún despistado) gira en torno a si los premios deberían otorgarse a 'juegos, juegos' o se debe orientar a cosas más familiares (que también son juegos... ya me entendéis). Y también si deben potenciarse las novedades y el producto nacional o se pueden premiar simples traducciones o juegos de hace unos años (y cuantos años).

domingo, 21 de septiembre de 2014

Jugando a cosicas (LXI). Bote Salvavidas.

Hola a todos, domingo por la tarde-noche pero aún llegamos a tiempo. Madre mía lo que da de sí un fin de semana. Hoy toca reseña y vamos a ver un juego que personalmente me encanta.

Bote Salvavidas: Puntuación (8,5)

El juego de hoy son básicamente 45-60 minutos de maldad apretujados en una caja pequeña. Bote Salvavidas es uno de esos pierde-amigos que tanto nos gustan, en los que putearemos a diestro y siniestro mientras ponemos cara de inocencia y bondad.

En el juego cada jugador lleva a uno de los supervivientes de un naufragio  (de 4 a 6) y sentados en escrupuloso orden en el bote, tratarán de llegar hasta la costa sanos y salvos... más o menos.

sábado, 13 de septiembre de 2014

MbDM (XXXI). Fantasía realista en tus campañas.

Hola a todos, tras seguir algunos hilos de debate por los foros sobre realismo y verosimilitud en D&D (¡el de ahí detrás, que deje de reírse a la de ya!), tengo ganas de abordar el punto central de este debate. Algunas de las ideas aquí planteadas las he extraído del tippyverso (si, así como suena) que era básicamente una racionalización del mundo de Eberron con redes de teleportación, ejércitos de élite, etc., otras las he sacado de mis propias campañas y algunas son fruto de beber demasiada cerveza.



¿Cómo sería un mundo donde existan, la magia, los demonios, monstruos mitológicos y toda la parafernalia? Vamos a ver como algunas de las cosas más típicas del juego supondrían cambios realmente radicales en la sociedad y el mundo en general. Antes de empezar, vamos a dejar claro que esto funciona como un dial progresivo, cuanto más subo el nivel de 'fantasía-épica-mágica' más marcados serán los efectos. Si en el mundo hay un solo dragón legendario que se dice habita en las altas montañas de Katay, el mundo puede ser exactamente igual que el real, los problemas empiezan cuando una de cada cien personas tiene poderes o habilidades sobrenaturales.

sábado, 6 de septiembre de 2014

Jugando a cosicas (LX). Ciudadelas.

Saludos a todos, maraqueros. Y yo me quejaba del verano... creo que ya tengo claro que no me gusta trabajar (¿alguien sabe de algún puesto libre para millonario excéntrico o eurodiputado?). Menos mal que tengo las TS. de Voluntad mejoradas que si no... Vamos a reseñar un clásico.

Ciudadelas: Puntuación (8)

Ciudadelas es un juego de Bruno Faidutti del 2000. A través de los roles de 8 personajes diferentes, trataremos de construir la mejor ciudad en la Italia medieval.

Cada ronda los jugadores elegirán en secreto un rol de entre los personajes disponibles y por orden irán jugando su turno. Las opciones son simples, coger dinero o cartas de distrito y construir esas cartas de distrito para aumentar nuestra ciudad. Cada personaje tiene además un poder especial que nos hará ganar dinero o cartas extra o nos permitirá putear al resto de jugadores, robándoles dinero, cartas, matándoles o destruyendo sus ciudades (como veis el abanico de interacción es amplio y siempre se basa en dar por saco a los demás).

sábado, 30 de agosto de 2014

¿Es malo optimizar un personaje de rol?.

Hola a todos, esta semana pensaba tomármela de vacaciones, pero al final me han venido a la cabeza algunas ideas sobre mejorar personajes, buscar combos y convertirlos en la máquina perfecta resolver partidas. Ya he hablado alguna vez de esto pero hoy voy a dedicarle algunas líneas más.



En una discusión sobre reglas el tema salió de refilón y lo cierto es que es un problema que siempre te encuentras como master en las partidas.

domingo, 24 de agosto de 2014

Jugando a cosicas (LIX). Dice Run.

¿Cómo va el verano? Espero que lo estéis disfrutando y sobre todo aprovechando para jugar todas esas partidas que no podemos echarnos durante el resto del año. Hoy vamos con una reseña veraniega, un filler sencillito y resultón, perfecto para esas sobremesas en las que no apetece meterse con algo muy denso.

Dice Run: Puntuación (7)

Tenemos delante un juego de dados del 2002 que en contra de lo que pueda inspirar la portada es clarísimamente un juego sobre ciclismo (¿por qué ese empeño en que todo parezca la fórmula 1?).

El juego me recuerda en algunos aspectos al Carrera de Tortugas o al Banjooli Xeet. Se tiran los 30 dados de colores para formar el pelotón y jugando cartas los jugadores irán avanzando dados de distintos colores o números. Esto va a ir creando diferentes grupos de 'escapados' y los dados irán avanzando hacia el grupo de cabeza.

sábado, 16 de agosto de 2014

Jugando a cosicas (LVIII). Madeira.

Hola a todos, siguiendo con el esfuerzo monumental de escribir en estas fechas volvemos a las reseñas de juegos de tablero y esta vez con algo de chicha. Preparad las cartas de navegación porque vamos a izar las velas y hacer las Américas (o al menos las Atlánticas).

Madeira: Puntuación (8)

Madeira es un juego de Nuno Bizarro y Paulo Soledade (vaya nombres tienen estos portugueses XD) sobre el desarrollo del imperio portugués de ultramar en el siglo XV. En él los jugadores administrarán la isla tratando de ganar el favor de la corona portuguesa mediante el comercio, el control de los gremios y las ciudades o simplemente amasando oro. Un euro entretenido, intenso y con algunas mecánicas originales que nos encantan.

Mediante una mecánica de colocación de 'dadojadores' los jugadores van realizando acciones que les permiten enviar peones a las plantaciones de las islas, cobrar impuestos de las ciudades, armar y enviar barcos a comerciar con el continente o con las colonias, adquirir el favor de los gremios de las ciudades, etc. Los dados van de 1 a 3 y sus resultados pueden modificarse gastando comida, de ese modo el factor azar se minimiza y evita que el juego se convierta en una mera cuestión de suerte.